img

LA QUIETUD

Argentina, 2018

La estancia que da título a la película es la finca familiar donde se reúnen, después de muchos años, una madre y sus dos hijas. La razón es el grave estado de salud del padre de familia. Las hermanas Mia (Martina Gusmán) y Eugenia (Bérénice Bejo) intentan retomar la estrecha relación que tenían bajo la implacable tutela de su madre (Graciela Borges). Pero la situación de ciertos asuntos familiares es delicada, lo cual hace entrar en juego al marido de una de las hermanas y al abogado de la familia, terminando todos enredados en oscuras maniobras e intereses, fruto de viejas y nuevas rencillas. Se trata del nuevo trabajo del cineasta argentino Pablo Trapero, director de Mundo grúa, El bonaerense, Elefante blanco o El clan, entre otras.

Comprar