img

From core to sun

Ecuador, 2018

Con 37 años de edad, el ecuatoriano Millán Ludeña es una de esas personas de apariencia normal, pero con poderes extraordinarios. Sin tener formación atlética, en 2017 Millán se propuso ingresar en el libro Guinness de los récords mundiales corriendo dos medias maratones (21 kilómetros) en lugares extremos del planeta. La prueba comienza a más de 3.5 kilómetros de profundidad en una mina de oro en Sudáfrica, para luego volar por más de 20 horas hacia su país para correr en Chimborazo a 6.000 metros de altura, la restante media maratón. La exigente prueba fue testimoniada por el director uruguayo Oliver Garland en este documental, que pone en perspectiva el grado de dificultad de semejante proeza con interés sostenido.

Comprar